Skip to content

Vivir el sueño – #15m

6 julio, 2011

(Publicado en mi perfil de facebook el 24 de agosto de 2010 – http://www.facebook.com/note.php?note_id=145267422172186).

Conozco dos maneras “especiales” de despertar de un sueño:

– Una es cuando te despiertas de un sueño gratificante, cuando te despiertas embobad@, cómo si te hubieras metido un chute de algo que te mantiene en el limbo. Hasta despierto tienes la percepción de sentir olores que te recuerdan el sueño. Te despiertas alegre, content@, felizzzzzzzzzzz. “¡Uahhh! ¡¡¡Qué sueño he tenido!!!”.

– El otro es el de la angustia o el sobresalto, el de cuando en el sueño estás en una situación que sólo te provoca ansiedad y no consigues salir de ella; o cuando sueñas que, de repente, te precipitas al vacío y te despiertas de golpe sentad@ sobre la cama. Cuando te despiertas llen@ de angustia, o tan sobresaltad@ que parece que el corazón se te va a salir del sitio.

Este fin de semana fui a ver la película “Origen”. Estoy cogiendo la mala costumbre de NO ver las cosas cómo me las “venden”, e intento ponerme en la piel de la personas que lo crean. Sólo tengo dos opciones: que al creador sólo le interese el dinero y su creación lo único que pretenda es ser muy rentable; o que el creador me quiera transmitir algo. La primera opción me aburrrrrrrrrrrrrrrrrrre estrepitosamente, a no ser que sea una comedia que al menos me haga reír un rato. La segunda me pone “cachondo”, porque se trata de jugar a pensar qué es lo que yo querría transmitir a los demás utilizando los mismos medios que utiliza el creador. Y algun@s de vosotr@s sabéis que a mí me encaaaaaaaaaaaaaanta jugar.

Si no has visto la película “Origen”, puede ser que no comprendas lo que sigue. Por escribir esto, debería pedir comisión a la productora de la película… ¿verdad?.

Si ahora unimos los dos hilos de lo hasta aquí escrito, ¿os imaginais que lo que estamos viviendo en estos momentos simplemente sea un sueño? Un sueño del que no queremos despertar porque algo nos retiene en él. Yo lo tengo claro, a mi lo único que me retendría en este sueño es evitar tener que despertarme angustiado, ni de un sobresalto. Me gustaría despertar de él con la sensación de felicidad que antes os he explicado.

Y me doy cuenta, de que lo que me pasa, es que no estoy viviendo mi sueño, estoy viviendo el sueño de otras personas a las que yo no les importo nada porque me hacen padecer y sufrir en su sueño. Y para despertarme feliz, necesito vivir mi sueño.

Lo mejor del sueño que me gustaría vivir a mí (valga la redundancia), es que en él, ningun@ de vosotr@s padece ni siente angustia. Y cuando me refiero a vosotr@s, me estoy refiriendo a tod@s: a l@s que conozco, aunque me hayan decepcionado y/o yo les haya decepcionado en alguna ocasión;  y a l@s que no conozco y, por lo tanto, no hemos tenido la oportunidad de decepcionarnos mutuamente, y lo más probable es que no lleguemos a tenerla nunca.

Y eso me hace pensar, que tal vez, mi sueño, es el mismo que el tuyo… es decir, que los dos estaríamos viviendo en el mismo sueño.

Uaahhhhh, sería laostiatú vivir ese sueño, ¿verdad?.

Y entonces llega la pregunta fatídica, la que parece que nunca tendrá respuesta: ¿Qué coño estamos esperando?. O dicho de otra manera un poco más masculina: ¿Qué cojones estamos esperando?.

No quisiera ni imaginarme, que en esta vida, puedieran existir personas que agotadas de padecer, sufrir y/o sentir angustia, eligieran despertarse aunque fuera de un sobresalto y/o con una sensación tan desagradable cómo, supongo yo,  ya hemos sentido en alguna ocasión al despertar. Y ya ni os hablo de aquellas personas que ni siquiera tienen la oportunidad de elegir…

Ya lo sé, ya… ¿Cómo? ¿Qué puedo hacer yo?

Pues nada, o, … simplemente comparte tu sueño y exige que te den la oportunidad de vivirlo con las personas que quieran vivir en él, aunque sea necesario cambiar el mundo para ello.

¿Quién se apunta a crear un partido político para pedirle al mundo esa oportunidad, en el que la lista de candidat@s sea igual de larga que la lista de votantes? Complicado,¿verdad?. Seguramente imposible, aunque sólo sea por el hecho de que el número de candidatos debe estar limitado a un número máximo.

Vamos a hacer otra cosa. Voy a pedir cita con el presidente del gobierno (ZP) para preguntárselo a él en persona. Estoy en el paro y no tengo que pedir un día de fiesta a nadie, ni nadie me va a descontar un día del sueldo por no ir a trabajar. Se puede hacer desde la web de la moncloa (http://www.la-moncloa.es), a pié de página, mediante una opción que dice “Escribir al Presidente”. Sale una página que dice: “El Presidente del Gobierno está firmemente comprometido en conseguir una comunicación más abierta y accesible y en conocer las cuestiones que preocupan a los ciudadanos. Utilice el siguiente formulario para enviarle sus comentarios, sugerencias o mensajes de apoyo.”

El mensaje que le voy a enviar, va a ser el siguiente:

“Señor Presidente,

Tres cosas, tal y cómo sugiere el texto que encabeza esta página:

1) Comentarle que me gustaría hablar con usted en persona.

2) Sugerirle que lo haga.

3) Apoyarle en la toma de esta decisión.

No indico el motivo de la reunión, ya que Firefox, al intentar abrir esta página me ha dicho que el certificado de seguridad no es válido, y para mi, lo que diga Firefox “va a misa…”, entre otras cosas, porque al ser de código abierto, si eso fuera un error de Firefox ya habría habido alguien (cualquiera) que lo habría detectado, y por lo tanto, solucionado. Internet Explorer de Microsoft no muestra ningún error, pero no es de mi confianza, porque no deja ver el código para verificar que es correcto y no tiene fallos.

Gracias por su atención (si es que este mensaje le llega), y créame, no me sobra tiempo cómo para invertirlo en tonterias.

Jordi González”

Pero, si tuviera esa oportunidad, no me gustaría hablar con él sólo en mi nombre. Eso sería una perdida de tiempo para él, y está claro que en estos momentos de “crisis” a él tampoco le sobra tiempo como para invertirlo en tonterías”.

Ya veis, yo siempre haciéndome preguntas… ¿En nombre de quién le puedo pedir una cita?

¡¡¡Joder!!! Si existiera internet, y este texto pudiera compartirlo con “Todos”, tal vez vosotr@s me podríais ayudar con esa pregunta…

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: